Vamos a continuar con nuestra trilogía para presentar los dioses de la India más importantes. En este caso, vas a conocer un poco más de otras siete deidades del hinduismo, unidas a las siete que ya vimos en la primera parte. Algunas las conocerás y otras no; ¡luego nos dices cuáles!

Agni

Este es un mediador entre los humanos y los dioses, siendo él el dios del fuego y el sacrificio. Puede ser benévolo y bondadose pero también realmente terrible, temible y arrasador.

Era parte de la trinidad védica, reemplazada por la puránica. Se representa con ser de dos rostros, con catorce brazos y tres piernas. Emana rayos de luz y va montado sobre un carro tirado por cabras o directamente sobre un macho cabrío.

Shiva

El yoga llegó a la Tierra después de que Shiva nos lo regalase, siendo este su padre. Es sólo por ello que lo practicamos y nos beneficiamos de él.

Se trata del señor del aliento de la vida, de los vientos y del Prana, que reina sobre la vida y la muerte,

Krishna

Se trata de un avatar de Visnú que habitaba la Tierra hace cinco milenios. Su encarnación significa gozo y amor y es una representación de la manifestación del dios supremo.

Dioses de la IndiaPavarti

Deidad femenina de los alimentos; conocida también por otros nombres por los que es conocida en lugares diversos o atribuyéndoselo matices diferentes según se denomine.

Lakshmi

Es el equivalente en femenino de Vishnu a la vez que su esposa. Es la deidad espiritual y material de la abundancia y la riqueza. Simboliza la belleza, la fertilidad y la pureza del país, motivo por el cual también es la patrona del hogar,

Hanuman

Es la reencarnación de Shiva capaz de simbolizar la fuerza de la valentía, la confianza y la pasión, además de la adoración propia al dios.

Se representa como un mono blanco bastante humanizado que, al ser amante de la batalla, suele ir acompañado de elementos o poses ofensivas.

Dattatreya

Es la triple encarnación de Brahma, Vishnu y Shiva, algo así como una Santísima Trinidad, aunque se le adora como a un dios independiente, sobre todo en los rituales de carácter tántrico.

Enseña, tras renunciar a las pasiones, el Gita, que es la enseñanza del propio ser y de la verdad de uno mismo.

Se representa como un asceta que tiene tres cabezas y está flanqueado por cuatro canes al que también acompaña una vaca sagrada.

No te pierdas la última entrada de esta trilogía donde conoceremos los últimos de los principales dioses de la India.